miércoles, 8 de octubre de 2014

Nueva flor, transfer y decoupage


Hola a todas
 Recién llegada mi máquina del taller me he puesto a hacer a toda prisa la flor de Septiembre ya que voy con retraso pues ya está esperando la de Octubre.
Es un Hibiscus, pero porque lo dice la profe Natitxu,  yo tengo la planta y no veo parecido por ningún lado o al menos no se lo encuentro. Lo que está claro es que es una flor preciosa  y me gustan las dos.


Para no echar de menos las telas, volví a retomar los pinceles, los tenía un poco abandonados y tenía ganas de probar la técnica del transfer. La culpa la tienen Marta, Cristina y mi prima Gelines, que hacen unos trabajos tan bonitos que me dieron envidia.
Tenía una maceta con falta de cambiar el continente y el contenido, la planta  estaba toda chuchurría y el tiesto muy soso, y también tiene la culpa Pinterest que hay unos dibujos...todos me gustan, es un problema elegir. Al final me quedé con estos cuatro porque el tiesto tiene 4 caras.




Aquí en plena faena frotando el papel para  que quede solo la tinta del dibujo, en eso consiste la técnica basicamente. El dibujo está impreso en impresora casera, no es necesario que sea de láser y hay que tener en cuenta, si hay letras, imprimirlo con efecto espejo o volteándolo, que es lo mismo.

Ya veis el cambiazo 


Y las demás caras. 
Cuando me canse de ver una , le doy la vuelta. Se pega con Pog Mode  o similar y luego se le da un barniz que lo fije.




En medio hubo también un poquito de decoupage, con un viejo orinal. aquí la culpa se la echo a Reyes, la canaria,  le quedan preciosos.




y la 4ª




Así luce en mi terraza mi macetaorinal, la mar de guapo. 
Simplemente un lijado, una imprimación, pintura blanca rota,  un trozo de papel de arroz recortado y pegado y un salpicado de pintura marrón con un cepillo de dientes y un barniz.


Estos trabajos son más rápidos de hacer que el patchwork, por eso septiembre me ha cundido más.

La cajita de las canillas también es transfer y es lo primero que hice, es de metal, por lo tanto puede hacerse sobre todo tipo de materiales.
Lo demás es una agenda pequeñita de las que regalaba esa empresa de transportes en los viajes supra y la otra caja es de cartonaje, tipo libro que son las que sé hacer, con una servilleta guapa.



Luego unos ambientadores de lavanda para la buena causa de unas valientes mujeres



Y el resto del tiempo libre...lectura.

"Las tres bodas de Manolita" de Almudena Grandes me tiene enganchada, 
Si alguna quereis el archivo...podemos intercambiar... o no. El libro es gordito, 600 páginas aunque no se note.



Por hoy nada más, un beso para todas,  nos vemos pronto.


martes, 23 de septiembre de 2014

Un cambiador especial para Lía


Hola chicas! Otro verano más que se nos ha ido y ya con el otoño vendrán nuevos proyectos pues se acerca Creativa Madrid, que iremos, faltaría más.
Este mes tocaría enseñaros la 8ª flor del SAL pero no la he hecho. Mi máquina se enfadó un día conmigo y se negó a funcionar, con lo cual no he podido hacerla, ahora está en el taller, espero el próximo mes hacer las 2.
El cambiador que os enseño lo empecé en Junio porque Lía nacía a principios de Agosto.
A su mamá no le gustan demasiado los colores rosa, por eso elegí éstos.


Lleva más trabajo que un cambiador normal pero queda más mono y he querido que Lía lo use todo el tiempo que ella quiera.


Lo forman cuadrados de 20 por 20 y en medio una fila de cuadrados de 10 por 10 en log cabin y acolchados con corazones en cada uno



La toalla con corchetes para poder quitarla y ponerla cuando se manche. La cabeza del osito haría un poco de almohada.


Luego se hacen unos dobleces de tal forma que quedan unos bolsos para meter... pañales, crema...


Doblaríamos y con unas asas se llevaría colgado



Hasta aquí cumpliría su función como cambiador pero cuando Lía ya no lo necesite, sólo hay que hacer el proceso inverso, descoser los dobleces, quitar toalla, quitar las asas, y ... tachán... tachán...



tendrá una mantita reversible que por el otro lado es así. Por eso decía que podrá usarlo el tiempo que quiera  y por el lado que le apetezca.




Mi hija (autora de la camiseta con su nombre en la matrícula) y sus amigas le prepararon este castillo de pañales y ahí iba mi cambiador



A finales de Agosto llegaría Jaime  que también tuvo su cambiador pero esa historia será para otro día.
 Un beso para todas las que os asomáis a mi caja


                                             




sábado, 6 de septiembre de 2014

Cirugía estética de alpargatas





Estaban viejas pero eran tan cómodas que no las había tirado a espera de que un día me diera por reciclarlas. Me decidí un día de este verano que Mª Jesús me mandó una foto de unas que ella había comprado y cambiado el look, me gustó tanto el resultado que me dije ¡ahora yo!


Así eran, las pobres ya estaban bien amortizadas, como veis.
Pues con una tela bonita, ( a mí me gustó ésta) me puse manos a la obra.


Primero saqué el patrón y le puse una entretela de tela para reforzar. Luego lo planteé y a coser con hilo fuerte ( de bramante, decimos aquí) que tenía mi madre de atar chorizos.


Es el paso más engorroso por el trabajo que cuesta tirar del hilo pero un alicate me sirvió.
Ya no me acuerdo de un pinchazo que me di porque las  hice a principios del verano pero me clavé la aguja pero bien...incluso llegó la sangre al río y eso que yo no era la paciente en la operación, jejeje.
Luego con la tela sobrante decidí hacerme un bolso, bandolera, que son los que más uso y sencillo.



Con una cremallera y un bolsillo exterior para el móvil, así lo oigo mejor





Decidí ahorrarme el trabajo de las tiras de colgar porque las intercambio de otros bolsos que tienen  el sistema de quitar y poner. Éste de abajo es igualito pero con la tira en marrón


Éstos son los bolsos de donde son originales las tiras de colgar y que intercambio con el otro par.



Este mes de agosto no había flor para hacer pues Natitxu ha tenido a su padre ingresado y ha estado muy liada (ahora está mejor)

Carla ya cumplió un año y ¡qué menos que un detalle!




También la novia de mi hijo cumplió años y ¡ las camisetas son para el verano! así que..


doblemente veraniega


Mi hija, que no le gusta lo de la aguja, se ha animado con las aplicaciones, será que de verme algo se pega y ha hecho ésta para ella y le quedó chuli 


Agradezco a quién haya llegado hasta aquí, un beso para todas y nos vemos









martes, 29 de julio de 2014

Narcisos y demás cosas



Hola a tod@s. 
Otro mes aquí con la flor que Natitxu eligió para que hagamos en Julio.
se trata del Narciso, esa flor mítica que tiene su leyenda. Seguro que la sabéis pero por si se asoma por aquí alguien que no la sepa...



Narciso, el hermoso joven de la mitología griega que llegó a enamorarse de su imagen reflejada en el agua y un día intentando abrazarse, se cayó al agua y se ahogó y los dioses lo transformaron en flor con el mismo nombre. 
De ahí que desde Freud se trate al narcisismo como un trastorno de la personalidad pues los narcisistas tienen una exagerada sobrevaloración de sí mismos, son egocéntricos y se creen el centro del universo con la consiguiente desconsideración de los demás.



El bloque tiene 132 piezas. Siempre la dejo para el final y luego ando apurada para tenerlo hecho dentro del mes correspondiente. 
Antes y, en medio de, he hecho alguna cosilla más.

En la entrada de mayo os enseñaba un organizador de pendientes. Pues  he hecho otro para Alicia porque cuando lo vio le gustó y tiene un montón de pendientes.


Como su suegra me chivó que pronto era su cumple pues ya aproveché y estuvo listo para la fecha


Como veis, es muy cumpleañero.
Cuando colocó toooodos sus pendientes, me mandó esta foto


Me dijo muy contenta que le había gustado mucho.
Así es por el otro lado


Y por si lo quiere enrollar y llevar, se pasa el lazo por la flor


Y por último, como las camisetas son para el verano, ahí van algunas. Son infantiles, con los personajes  de dibujos de moda que a los niños tanto gusta de la familia Pig.
 Las que no he acabado quedan para la siguiente entrada













Ya está todo, intentaremos seguir disfrutando de este verano loco, que, al menos en León unos días son axfisiantes y otros fresquitos.
Besos